Llamazares pide a Garzón que exija a Podemos un subgrupo parlamentario y una portavocía adjunta

gaspar_llamazares_iu

Gaspar Llamazares ha advertido al coordinador de IU, Alberto Garzón, que “construir una dirección de ‘incondicionales’ e implantar un modelo plebiscitario suponen un retroceso y una equivocación” dentro de Izquierda Unida. De cara a la Asamblea que IU celebrará este sábado en Madrid, la primera asamblea desde que se eligiera la nueva dirección federal, el grupo de Izquierda Abierta exige mantener la identidad con un espacio propio o subgrupo en el grupo de Unidos Podemos en el Congreso, así como una portavocía adjunta, con explícito rechazo a la fórmula de la viceportavocía.

De cara a esta primera Asamblea Político y Social, Izquierda Abierta (IzAb), el grupo liderado por Gaspar Llamazares, pide que IU luche por “visibilizarse al máximo”, dentro y fuera del Congreso. Es decir, que tras el acuerdo electoral con Podemos, y sin menoscabo hacia una confluencia real y amplia de fuerzas de la izquierda, IzAb advierte que IU “no puede difuminarse y desaparecer de facto”, porque “los valores y la tradición política que representa solo puede defenderlos ella”.

Según Llamazares, Podemos e IU son dos sujetos políticos diferentes, con discursos diferentes aunque compartan objetivos comunes. “Si IU renuncia a defender los derechos de las clases trabajadoras, el republicanismo y otras de sus reivindicaciones históricas, nadie lo hará”, sostienen en IzAb. También exigen que IU luche por visibilizar su perfil, “algo complicado cuando en la calle ya hay muchas voces que la dan por disuelta en Podemos. Y visibilizarse pasa por mantener la identidad con un espacio propio o subgrupo en el grupo de Unidos Podemos en el Congreso, así como una portavocía adjunta (no viceportavocía)”.

En clave más interior, IzAb entiende que todo lo anterior debe ir en paralelo con los avances hacia la confluencia social, política y programática con medidas que desarrollen la participación, la pluralidad y la federalidad de IU. Pero avisa a Alberto Garzón y a sus acólitos, como el dirigente del PCE José Luis Centella, que “construir una dirección de ‘incondicionales’ e implantar un modelo plebiscitario suponen, a nuestro entender, un retroceso y una equivocación”.

“La izquierda no puede resignarse a la oposición”

De cara a las negociaciones para la formación de nuevo gobierno, el grupo de Llamazares plantea que las fuerzas políticas al margen del Partido Popular deben hacer todos los esfuerzos para conseguir un gobierno alternativo capaz de poner en marcha una etapa de regeneración democrática.

Así, ante el posible fracaso de Mariano Rajoy, Llamazares cree que “la izquierda no puede resignarse a la oposición”. IzAb reconoce que el PP es el partido más votado, pero que también es el que “encarna las políticas de recortes más agresivas y una larga lista de casos de corrupción en sus filas”.

En ese sentido, afirma el grupo de Llamazares que los resultados del 26J guardan estrecha relación con las “expectativas frustradas de mucha gente que clamaba un cambio por la izquierda y sintió impotencia tras las negociaciones fallidas del 20D”. Por ello, dicen en IzAb, “renunciar a una alternativa que frene esas políticas tan dañinas y apueste por una mínima regeneración democrática es moralmente reprochable y otro desencadenante de decepción. Si no se lucha, la resignación y la apatía se instalarán en una sociedad que se movilizó con un objetivo claro: echar al PP del gobierno y restituir derechos perdidos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.