20-N: así quiere IU acabar con la impunidad del franquismo

Cuando se cumple el 40 aniversario de la muerte de Franco, IU ha presentado una serie de propuestas para recobrar la memoria histórica y acabar de una vez por todas con la impunidad del franquismo. Dicen en IU que esas propuestas programáticas encuentran su fundamento en los informes del Grupo de Trabajo sobre las Desapariciones Forzadas o Involuntarias y en el informe sobre el Estado Español del Relator Especial sobre la promoción de la verdad, la justicia, la reparación y las garantías de no repetición, Pablo de Greiff, presentados en septiembre de 2014 en el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas.

He aquí las nuevas medidas que propone IU.

El derecho a la Verdad

  1. Asunción explícita por parte del Estado español de la responsabilidad de garantizar el derecho a la Verdad de las víctimas del franquismo y del conjunto de la sociedad española, conforme las recomendaciones de las Naciones Unidas.
  2. Apertura y libre acceso a todos los archivos públicos y privados existentes en la actualidad (policiales, diplomáticos, militares, de inteligencia militar, penales, judiciales, carcelarios, municipales, de Falange Española y de las J.O.N.S., Sección Femenina, eclesiásticos, de hospitales, clínicas y maternidades), y todos aquellos relacionados en general o particular con la represión franquista y su herencia posterior.
  3. Desclasificación y catalogación de todos los documentos contenidos en dichos archivos para asegurar el acceso a la información y garantizar el derecho a la justicia y reparación de las víctimas de la dictadura.

El derecho a la Justicia

  1. Anulación de la Ley de Amnistía de 1977 en los apartados que permiten la impunidad de los crímenes franquistas.
  2. Ratificación de la ‘Convención sobre la imprescriptibilidad de los crímenes de guerra y de los crímenes de lesa humanidad’.
  3. Creación de una Fiscalía especializada para la investigación y persecución de los crímenes del franquismo.
  4. Localización y judicialización de todas las fosas comunes del franquismo, declarando por ley la responsabilidad directa e ineludible del Estado español respecto a la exhumación de las fosas comunes. De igual forma, el Estado español deberá promover y alcanzar los acuerdos y convenios internacionales que sean necesarios con aquellos países en cuyos territorios haya fosas comunes de españoles víctimas del fascismo y nazismo, para localizar, exhumar, identificar y repatriar sus restos a territorio del Estado.
  5. Reconocimiento como un problema de Estado del robo masivo y sistemático de bebés, realizado durante décadas y en todo el territorio español, desde 1936 hasta bien entrada la democracia. Realizar una investigación efectiva de los hechos que permita la búsqueda de los ‘niños’ y ‘niñas’ desaparecidos, hoy adultos, cuya identidad ha sido robada. Elaboración de leyes que permitan la persecución y enjuiciamiento de las personas culpables de este delito que, inexorablemente, deberá considerarse como un crimen contra la humanidad.

El derecho a la Reparación

  1. Declarar por ley la nulidad de todas las acciones legales de carácter represivo del régimen franquista e ilegales los Consejos de Guerra, el Tribunal de Represión de la Masonería y el Comunismo, el Tribunal de Orden Público, los Tribunales de Responsabilidades Políticas y cualesquiera otros órganos penales o administrativos de la dictadura franquista, así como nulas de pleno derecho las resoluciones dictadas y condenas impuestas por estos organismos.
  2. Establecer una legislación que permita el reconocimiento y, en su caso, el tratamiento de los daños o traumas ocasionados a las víctimas y la recuperación e indemnización a cargo del Estado, o de los responsables patrimoniales si existieran, de los bienes expoliados a personas físicas o jurídicas por motivos políticos, religiosos o de represalias de cualquier tipo. Fijación de un sistema de resarcimiento económico actualizado, en términos actuariales y que se corresponda con la realidad económica y social española, a todo tipo de víctimas aún vivas, herederos y sus familias.
  3. Exigencia de responsabilidad a aquellas empresas e instituciones que se beneficiaron del trabajo forzado de prisioneros de guerra, así como de presos. Abrir sus archivos de cara al esclarecimiento de estos hechos y señalizar estos lugares, de cara a que las generaciones presentes y futuras sean conocedoras de esta realidad.
  4. Solución definitiva para el Valle de Cuelgamuros (de los Caídos), consistente en el traslado de los restos del dictador Francisco Franco como del fundador de Falange, José Antonio Primo de Rivera, identificación de las víctimas represaliadas enterradas allí y su devolución a las familias que lo soliciten. Desacralización del lugar, trasladando a la orden benedictina y desmantelando la cruz, que representa al ‘nacional-catolicismo’. Además, reconvertir el Valle de Cuelgamuros en un memorial de la represión franquista.

Garantías de no repetición

  1. El Ministerio de Educación, en colaboración con las consejerías de Educación de las comunidades autónomas, deberán establecer para los diferentes niveles de enseñanza y sus contenidos curriculares una normativa acorde con la verdad histórica de la II República, el Golpe de Estado del 18 de julio del 36, la Guerra Civil, la dictadura, la represión franquista y la transición. A tales efectos, las instituciones educativas deberán comprobar y subsanar los contenidos en los libros de texto sobre historia, contemplándolos desde la objetividad y la transparencia sin negacionismos ni revisionismos. En coincidencia con otras propuestas realizadas en materia de Educación, la enseñanza de los valores religiosos debe quedar fuera del ámbito escolar y circunscribirse al ámbito privado.
  2. Condena de los actos de exaltación franquista y de negacionismo histórico, así como ilegalización de cualquier organización, partido, fundación o asociación que ensalce, justifique o fomente la ideología, la violencia y todos los actos que el franquismo ejecutó y promulgó desde el 18 de julio de 1936. De igual modo, retirada efectiva de simbología franquista de los espacios públicos y privados, y la anulación de conmemoraciones y títulos que reconozcan a personas vinculadas al régimen franquista.
  3. Adoptar las medidas necesarias para el reconocimiento social y cultural de los lugares de la memoria democrática y antifascista. A tal efecto, se procederá a la localización, catalogación y declaración como patrimonio histórico de los lugares de Memoria y a su señalización mediante monumentos, placas y paneles que expliquen los hechos que allí tuvieron lugar.
  4. Establecer un día de recuerdo y homenaje a las víctimas del franquismo, que sirva de especial significación para las víctimas de la dictadura como día de recuerdo y homenaje. Se propone como fecha el 11 de noviembre, Día Europeo de las Víctimas del fascismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.